Jaled Moustafá
CTO Siali
Tiempo de lectura: 1 minuto
Jaled Moustafá
CTO Siali
Tiempo de lectura: 1 minuto

Eligiendo a nuestro fabricante

por | May 7, 2018 | Electrónica, PCB

“Solo irás más rápido. Acompañado, llegarás más lejos”

Proverbio popular

¿Es barato mandar fabricar una placa de un prototipo? Con circuitos de 2 ó 4 capas y densidad media, sí, gracias al pooling. Esta técnica consiste en producir placas distintas en el mismo panel. De esta forma, se abarata mucho el precio de pequeños lotes. A cambio, debemos cumplir una serie de normas más concretas, tenemos menos libertad al elegir ciertas características, para que el panel se mantenga homogéneo, como puede ser el color, tamaño, y grosor de las pistas.

Distintos diseños de un panel.

Estas limitaciones suelen ser recogidas en tablas por cada fabricante, que definen parámetros como el el ancho y distancia entre pistas mínimos, el tamaño de las vías, los colores del protector y el texto en la placa, o los materiales. Generalmente hay un abanico de elecciones para cada uno de ellos. Generalmente hay varias opciones, o “tecnologías”, para cada parámetro, más caras cuando más precisas y menos comunes sean. Debes notar que, aunque solo una parte de tu circuito utiliza una tecnología, el precio se aplicará a la placa entera, porque debe ir en un panel diferente. Por ejemplo, una tecnología puede usar una medida de 6 mils (milésima de pulgada), equivalente a 0,1524 mm, para el ancho de pistas y el espacio entre ellas. Si alguna de ellas excede estos parámetros, el diseño será procesado por entero con una tecnología superior que pueda cumplirlo.

Tabla tipo que puedes encontrarte de un fabricante.

Es importante entender que estas tablas se ofrecen como guía. Durante el pooling, hay una inspección inicial, donde ingenieros verifican aspectos que dificulten la fabricación, que pueden surgir al combinarse una serie de factores, que en ocasiones aparecen sin saltarse ningún límite de la tabla, e incrementan el coste. La fabricación no empezará hasta que esta prueba se valide. Por eso es importante tener una comunicación rápida y eficaz con el fabricante, y cuanto antes podamos empezar a hablar con él, y saber que necesita, mejor.

La placa que podemos ver a continuación cumple todos los requisitos de la tabla, pero por el pequeño tamaño de los circuitos y su número, el testado incrementó su precio.

Tabla tipo que puedes encontrarte de un fabricante.

Si hemos pasado la fase de prototipos, las placas deben venir en matrices para facilitar el montaje, no sueltas. Esto afecta al diseño de la placa, con una forma que no desperdicie material del panel, y un tamaño que permita el mayor número de placas. En el próximo capítulo veremos unas guías para el diseño de paneles.

Podemos elegir si dentro de la pcb todas las placas deben ser válidas, o algunas defectuosas, que vendrán marcadas. La segunda opción es más barata, pero si optas por ella, y montas los componentes en máquina, recuérdalo, para no gastar material en circuitos defectuosos.

Una vez fabricada la pcb, también pueden ser montadas en fábrica. Si el número de placas no llega a un mínimo, no tiene sentido pasar el esfuerzo de configurar y cargar las máquinas, y se montaran a mano. Los componentes los puede proveer el propio fabricante, porque dispone de stock, (sobretodo resistencias y condensadores), o los compran a proveedores cercanos, o que nosotros indiquemos. Para ello debemos facilitar el BOM list,  que indica referencias y proveedores de todos los componentes de nuestra placa.

Esta opción tiene sus ventajas, testamos a nuestro fabricante, y puede encargarse incluso del control de calidad, empaquetado y envío, simplificando la logística. Pero en ocasiones los precios de los componentes que nos ofrecen pueden ser altos. Si los facilitamos nosotros, recuerda enviar un excedente de cada material, que dependerá del tamaño del componente, porque algunos se caeran de las máquinas al suelo y se perderán. Si faltasen, se frenaría la producción, nuestra placa quedaría en espera, hasta que se volvieran a abastecer y terminen con el resto de pedidos que tengan. Esto inicia un interminable cruce de correos, más tortuoso cuanto mayor sea la diferencia horaria entre la fábrica.

Por último, recuerda enviar los archivos necesarios para el montaje del circuito, que suelen ser las coordenadas de los componentes, el BOM list, la capa de la pasta de estaño y cualquier otra que demande el fabricante.